Internet es la nueva imprenta

Tecnología
por Tomás Bradanovic
http://www.bradanovic.cl
http://www.bradanovic.cl/pcasual

<>


Los que andamos por los cincuenta años o más hemos tenido la suerte de vivir una revolucion fundamental de la historia. El invento de la televisión y luego Internet han sido tan cruciales como el invento de la imprenta en tiempos de Gutemberg, y tal como entonces muy pocas personas sospechan sobre la importancia de lo que está ocurriendo frente a sus narices. Me imagino que en los años que Gutemberg acababa de echar a andar sus primeras imprentas debe haber sido lo mismo, la gente estaba preocupada de sus problemas cotidianos; el trabajo, el salario, las preocupaciones familiares, sin sospechar que estaban viviendo entonces un turning point fundamental de la historia.

Es interesante recordar como a fines de la edad media la imprenta tuvo el poder de cambiar la historia. Hasta ese entonces los libros eran copiados a mano, imagínense el trabajo necesario para juntar bibliotecas con miles de volúmenes manuscritos, el costo inmenso de cada libro y la muy limitada cantidad de personas que podían tener acceso a un libro en su vida. Cuando los libros eran escasos y carisimos saber leer no era una necesidad para nadie, excepto pequeños grupúsculos de sabios y aristócratas que manejaban a la masa de gente inculcándoles superstición, ignorancia y mitos. ¡Que limitada debe haber sido la vida de las personas comunes en esos años! más cercana a los animales domésticos que a nuestra idea de hoy de lo que es un ser humano.

Pero la imprenta cambió violentamente el estado de cosas, permitió hacer libros abundantes y baratos con lo que la cantidad de personas que tuvieron acceso a ellos creció en progresión geométrica, no es que después hubiese gente más inteligente sino que simplemente muchos de los que jamás hubiesen tenido acceso al conocimiento, gracias a los libros baratos, quedaron en igualdad de condiciones que los sabios, monjes y aristócratas y se produjo el renacimiento, el redescubrimiento popular de la cultura griega y la explosión de la ciencia tal como hoy la conocemos.

La nueva imprenta desde los lejanos años de la edad media hasta los años ochentas no hubo ningún cambio fundamental en la forma de masificar el conocimiento, la televisión desde los cincuentas tuvo un impacto importante, pero por la limitación de ser un medio efímero, pronto la convirtió en instrumento de entretención y manipulación de opinión pública en el corto plazo, ningún programa de televisión llegó a tener importancia a nivel histórico como la han tenido muchos libros. El conocimiento siguió propagándose por medio impreso y en colegios así como universidades los libros y apuntes fueron la espina dorsal de los procesos de aprendizaje.

A pesar de ser inmensamente más baratos que un manuscrito, los libros impresos también tienen un costo, que no solo es el de impresión sino que -principalmente- las regalías o derechos de copia tanto para el autor como para la empresa que imprime. Lo único que justifica realmente ese costo es el hecho de que resulta imposible que cada uno tenga una imprenta en casa y aunque la fotocopiadora causó pequeños dolores de cabeza a las editoriales y autores esto no fue nada comparado a la aparición de Internet, donde no solo resulta fácil sino casi gratis difundir copias del antiguo material impreso.

La diferencia fundamental de Internet con respecto a otros medios como la fotocopiadora, es que no son solo una extensión de la imprenta, sino que un método totalmente nuevo de diseminar el conocimiento. Es nuevo porque integra muchos medios anteriores y sin duda que paulatinamente los va a ir absorbiendo.

Sin ir más lejos existen hoy mismo miles de radios que se transmiten por Internet y si hacemos clic en http://www.canal13.cl o en http://www.tvn.cl podremos ver televisión sin necesidad de tener un televisor ¿por que entronces comprar radios o televisores? no es muy arriesgado decir que en unos diez años más una radio será algo tan obsoleto como es hoy una máquina de escribir o un telex. Así tenemos integrados en un solo medio a muchos otros medios que antes recibíamos por separado: diarios, revistas, radio, televisión y libros, todo en Internet.

Pero no es solo la ventaja técnica o de costo la que hace tan importante a Internet como un nuevo medio, lo realmente revolucionario es la facilidad con que se puede publicar: nadie tiene la cuenta exacta de cuantas páginas web existen en la world wide web, que es el conjunto de todas las páginas publicadas en el mundo, creo que Google llevaba indexados más de 300 millones de páginas distintas, y ellos estiman tener cubierto alrededor  de un 30% de las que existen en el mundo. La gracia es que esos 900 milones de páginas web (o más) están disponibles todas, al instante, para cualquiera que digite el nombre de una de ellas desde cualquier lugar del planeta donde exista una conexión a Internet.

Solo hagan el siguiente ejercicio, en la edad media menos del 1% de la población del mundo tenía acceso a los libros, con la imprenta en los tiempos modernos, el acceso real a los libros debe haber alcanzado a un 20% o 30% de la población, lo que produjo la actual revolución científica y tecnológica, ¿que ocurrira cuando un 60% o más de las personas en el mundo tengan acceso a Internet?. Y no solo eso, hay otro aspecto mucho más importante que va por el lado de la publicación; actualmente el conocimiento impreso debe ser publicado, con suerte por un 5% de la población mundial ¿que ocurrirá cuando haya un 30% o 40% de las personas publicando sus conocimientos y experiencias?.

muniarica.cl si quieren aterrizar todo este cuento a un caso concreto, basta con que examinemos esta misma web http://www.muniarica.cl. Si alguien quisiera imprimir los 16 megabytes de texto que contiene podría llenar un libro de 8.000 páginas -solo con texto- sin considerar las 5.035 fotografías e imágenes que hay en el servidor. Y ojo, que estamos considerando solo la web muniarica, no tomamos en cuenta ni los comunicados de prensa, ni el diario digital (actualmente desactivados)  que contenían  un espacio casi equivalente  de  noticias y fotografías.

En esta web un curioso puede averiguar desde el costo de un paquete de fideos en http://www.muniarica.cl/costodevida.htm ,  los hoteles y sus tarifas en http://www.muniarica.cl/hoteles.htm y una multitud de información de todo tipo, pasando por los artículos del doctor Aguirre, el arte, otros medios de comunicación, opiniones y los miles de cosas que contiene esta enciclopedia virtual de 8.000 páginas.

Resulta que a un costo marginal, la Municipalidad ha podido colocar toda esta información en la web que ha recibido más de ochenta mil visitas de 77 países del mundo incluyendo lugares tan remotos como Lituania, Arabia Saudí, Republica Checa y Polonia. ¿Cuanto hubiese costado llegar a esos miles de personas del mundo mediante panfletos impresos? ¿cuanto hubiera costado encontrar a miles de personas en el mundo interesados en Arica?. Resulta que gracias a Internet eso se puede hacer sin gastar prácticamente ni un peso. Si no se dan cuenta de la revolución que implica todo esto es que están igual que los campesinos de la era de Gutemberg.

Nace una estrella Internet está mutando en el nuevo medio de comunicación que transformará al mundo y podemos hacer un buen paralelo con el surgimiento de la televisión en los años 50. En los tiempos de la televisión en blanco y negro el medio estaba lleno de aficionados, ignorantes y chapuceros haciendo sketch de nivel colegial y aprendiendo mediante la prueba y el error. La mayoría de esos chapuceros fueron desapareciendo con el tiempo a medida que el medio se perfeccionaba, pero unos pocos fueron capaces de comprender la mecánica, aprendiendo los trucos y posicionándose cada día mejor hasta ser hoy los dueños de un espacio muy poderoso. Piensen por ejemplo en Don Francisco que de un grosero animador de shows se convirtió en el maestro del medio audiovisual ¿quien será el Don Francisco de la Internet en Chile?, si no queremos que nuestras web desaparezcan en el enorme cementerio de la www, debemos desde ahora ir aprendiendo, comprendiendo el medio y limpiandolo de ignorancias, prejuicios, de ideas obsoletas. Internet ya es una revolución enorme y darse cuenta de lo que significa es el primer paso para que no nos pille desprevenidos cuando se vaya haciendo cada vez más competitiva.