El Morro es uno de los puntos más emblemáticos que caracterizan a la ciudad de Arica, puede ser visto desde casi cualquier punto de la ciudad y tiene la historia de un glorioso combate donde las fuerzas de Chile y Perú pelearon con valentía y honor que hasta hoy se recuerdan con orgullo en los respectivos países.

Existen dos formas de llegar a la cima, en vehículo subiendo por la calle Sotomayor hasta la empinada subida del Cerro La Cruz, al final de la cual se encuentra un desvío que llega hasta la plazoleta y el Museo histórico y de Armas. También existe un camino peatonal que comienza subiendo por calle Colón hasta llegar a la estatua de la Virgen del Carmen y de allí va subiendo por la ladera, desde donde puede verse gran parte de la ciudad.

Al llegar a la cima se encuentra el Museo, construído sobre las ruinas de las antigua fortificaciones y un mirador desde el cual se tiene una espectacular vista del puerto, la península del Alacrán y la ciudad de Arica desde arriba. Hacia el norte se puede apreciar a simple vista la gran curva de América del Sur y el territorio peruano.

A pocos metros se encuentra una gran estatua del Cristo de la Paz que por las noches se ilumina y puede ser vista desde toda la ciudad. El Morro es un buen lugar para visitar bien sea de día como de noche cuando también muestra una vista espectacular, además que es seguro pues tiene una guardia permanente de soldados del Regimiento Rancagua.


El Morro de Arica is one of the most distinctive icons of our city, it can be seen from almost any corner of the city. It's the historic site of the glorious and bloody battle of the 7th of June 1880. It is a proud reminder for both chilean and peruvians who's ancesters fought bravely on this site.


There are two ways to reach the top. With a vehicle taking Sotomayor St. climb to Cerro La Cruz, where a prominently signaled branch directs you. There is also the choice to climb by foot following the track which starts at the upper end of Colón Street, from where you can reach La Virgen del Carmen, and then walk to the top and enjoy a view of most of the city..
On the top of El Morro is the Museo de Armas built over the old Peruvian fortress, remembering the battle which took place there. It provides a spectacular view of the Pacific Ocean, Port, Isla del Alacrán and a good part of the city. To the north the bend of South America and the peruvian territory can be appreciated with a naked eye.


A few meters away from the Museum, there is a big statue of El Cristo de la paz which is illuminated at night and can be seen from most of the city. El Morro is a good place to visit day and night, it is a safe place because there is a permanent guard of soldiers from the Regimiento Rancagua.